Al bien de la sociedad






“[La Iglesia debe hablar] en el contexto actual sobre los derechos fundamentales, el derecho a la justicia, el derecho a la paz, pero sobre todo y en primer lugar, el derecho a la vida. Si la Iglesia no hablara, si no proclamara la verdad, descuidaría su deber; sería infiel a la sociedad, al bien de la sociedad. Luego, su obligación concreta es esa misma libertad para intervenir con su palabra y también con su ejemplo, el ejemplo de la promoción de la vida humana y la intervención para la salvación de la humanidad.”

Obispo Elio Sgreccia, Vice-Presidente de la Academia Pontifice por la Vida

Leave a Comment

*