Campaña de Oración

 

Fr. Frank Pavone

   
 

El martes 7 de noviembre de 2006 son las elecciones y las decisiones que tomen los cristianos ese día serán tan decisivas para el movimiento pro-vida como lo fueron las decisiones del 2004. Tenemos impulso y el Pueblo de la Vida producirá aún muchas más victorias pro-vida.

Trabajamos y rezamos para que ello ocurra. Por eso Priests for Life anuncia nuevamente una gran campaña de oración (www.PrayerCampaign.org) para preparar a los creyentes para las elecciones. Esta se hará con una doble novena de semanas, un total de 18 semanas de oración. Comenzará el martes cuatro de julio como corresponde, y concluirá el día de las elecciones, 7 de noviembre.

Las intenciones de esta campaña de oración son las siguientes:

1. Para que los creyentes sean ciudadanos activos, que se registren para votar y voten en las elecciones del 2006.

2. Para que los votantes basen su elección en principios en vez de lealtades partidarias e intereses personales, recordando que el primer deber del gobierno es la protección de la vida humana.

3. Para que a partir del resultado de las elecciones de este año, nuestro país se encamine a abrazar la Cultura de la Vida, en la que cada niño por nacer y todos los que son vulnerables estén protegidos.

Los participantes se registran en PrayerCampaign.org y se comprometen a rezar diariamente la siguiente oración. ¡Por favor súmese a nosotros!

Oración por nuestras elecciones nacionales

O Dios, a quien hoy reconocemos como Señor, no solamente de individuos sino también de naciones y gobiernos.

Te damos gracias por el privilegio de poder organizarnos políticamente y reconocer que la lealtad política no implica deslealtad contigo.

Te damos gracias por tu ley, que nuestros padres fundadores reconocieron y afirmaron por encima de cualquier ley humana.

Te damos gracias por la oportunidad que esta elección nos presenta no solamente para ejercer nuestra obligación solemne de votar, sino para influenciar a muchos otros a votar y votar correctamente.

Te rogamos Señor que tu pueblo se despierte. Ayúdalos a darse cuenta que aunque la política no es su salvación, su respuesta a Ti exige que estén activos en política.

Despierta a tu pueblo para que sepa que no está llamado a ser una secta que huye del mundo sino una comunidad de fe que renueva al mundo.

Despiértalos para que las mismas manos que se levantan en oración hacia ti sean las que accionen las palancas en los comicios, y los mismos ojos que leen tu Palabra sean los ojos que lean los nombres en las listas, y no dejen de ser cristianos cuando entren a votar.

Despierta a tu pueblo para que se comprometa con la justicia, la santidad del matrimonio y la familia, la dignidad de cada persona humana, y la verdad que los derechos humanos comienzan cuando comienza la vida humana, y no después.

Señor, hoy nos llena de gozo ser ciudadanos de tu reino. Que ello nos comprometa aún más para que seamos fieles ciudadanos en la tierra.

Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.