Priests for Life - Sacerdotes por la Vida
SPANISH
Oraciones

Blog del Padre Víctor

Artículos, Folletos y
otrotros Documentos


Youtube Videos

Librería de Audio & Video

Insesiones para los Boletines

Material relacionado
con las Elecciones


Enlaces para más
información en Español

OTRAS SECCIONES
No rechazaremos el
aborto hasta que no lo veamos cara a cara


Oracion para pedir
el fin del aborto


El Viñedo de Raquel,
un proyecto de
Sacerdotes por la Vida


Campaña No Mas Silencio,
un proyecto de
Sacerdotes por la Vida

Suscripcion para recibir el boletin quincenal


 

5º Domingo de Pascua - Ciclo C

English Version

Intercesiones Generales: [Spanish PDF]
 

Celebrante: Dios nos ha dicho que nos amemos los unos a los otros. Con el amor para toda la gente, presentamos nuestras necesidades al Señor.

Diácono / Lector:

Para que los líderes de la Iglesia alrededor del mundo, sigan el ejemplo de los apóstoles, creciendo en fe sin importar el tipo de tribulaciones, Roguemos al Señor...

Por todos aquellos que aspiran a puestos públicos, para que aprendan que el verdadero poder radica en servir, y que la verdadera sabiduría se encuentra en la Palabra de Dios, roguemos al Señor…

Para que el mundo vea el amor que tenemos por los pobres, los enfermos, los oprimidos, y los no nacidos, Roguemos al Señor...

Por nuestros soldados, para que sean protegidos en sus esfuerzos de asegurar la paz y la justicia con éxito, Roguemos al Señor...

Que Dios bendiga y otorgue prosperidad a todas las actividades y organizaciones de nuestra parroquia, Roguemos al Señor...

Por todos los que han fallecido, para que sean purificados de todo pecado y compartan los gozos del cielo, Roguemos al Señor...

Celebrante:
Padre,
Te agradecemos por este momento de adoración.
Al escuchar nuestras peticiones, te pedimos que aumentes nuestro amor el uno por el
otro. Te lo pedimos por Cristo Nuestro Señor. Amen.

Adiciones para el boletín:
 

No más muerte

"Hoy en día, hay una disminución a nivel nacional del número y la tasa de abortos. Más y más gente entiende la verdad que la creatura en el vientre es un ser humano. Más y más gente vea los esfuerzos de aquellos en la iglesia para llegar a las mujeres y hombres, madres y padres que han sido afectados por el aborto. Tan a menudo, las mujeres que han tenido un aborto y hombres que han sido heridos por el aborto mantienen el secreto de su dolor. Les suplicamos que se acerquen para recibir el abrazo del perdón de la iglesia y el asesoramiento compasivo de... curación post-abortiva. Al hacer esto escuchamos las palabras del Profeta: "la visión todavía tiene su tiempo, impulsando hacia su cumplimiento y no defraudará" (Hab 2:3). "  --Cardenal Justin F. Rigali, homilía en la Misa del Respeto a la Vida, Philadelphia, 03 de octubre de 2010

Puntos sugeridos para la homilía dominical:
 

Hechos 14, 21b-27
Apocalípsis 21, 1-5a
Juan 13, 31-33a. 34-35

Vinculando las lecturas de este fin de semana con el tema de la vida nos trae a la poderosa promesa en la segunda lectura del Apocalipsis 21, "no habrá más muerte." La Pascua celebra el fundamento de esta promesa: Cristo ha conquistado el Reino de la muerte por su propia muerte y resurrección y nos la ha compartido esa victoria a través de nuestro bautismo. 

Por otra parte, la victoria abarca todo el universo físico y espiritual: "Vi un nuevo cielo y una nueva tierra." Cualquier poder que ejerce la muerte ahora, a través del mal como el aborto o la amenaza de nuestra propia muerte, es un poder temporal y fugaz que ha perdido su Fundación y su finalidad. Por eso la iglesia proclama el Evangelio de la vida con absoluta confianza, y por eso  llevamos a cabo actividades pro-vida con la misma confianza. No sólo trabajamos "a favor" de la victoria; trabajamos "partiendo de" la victoria.

La victoria de Cristo sobre la muerte, que ahora compartimos, es una victoria que le damos expresión en el mundo al cambiar los contornos de sociedad y de sus propuestas y a alinear al mundo con las exigencias de una cultura de vida. Un cielo nuevo y una tierra nueva, ya han comenzado en Cristo y la iglesia. "He aquí, yo hago nuevas todas las cosas". Estas son palabras de que Dios habla todos los días. Nos las dice a nosotros y a través de nosotros.

Este nuevo orden de la realidad, en la que la muerte ya no tiene la última palabra, es el contexto en el que el Señor dice que su mandamiento, "Amar el uno al otro," es una "novedad". La ley y los profetas ya habían mandado amar; pero sólo en la victoria de Jesús Cristo sobre el pecado y la muerte puede el amor y vida tener la última palabra. Sólo en él podemos amar con un amor divino y humano. Sólo en él podemos amar a las personas vulnerables y a los no nacidos, y a todas las personas, con el mismo amor que él tiene, y por lo tanto perseverar "muchas dificultades" que son necesarias "para entrar en el Reino de Dios" (primera lectura).


Sacerdotes por la Vida
PO Box 141172 • Staten Island, NY 10314
Tel. 888-735-3448, (718) 980-4400 • Fax 718-980-6515
cartas@sacerdotesporlavida.org