Priests for Life - Sacerdotes por la Vida
SPANISH
Oraciones

Blog del Padre Víctor

Artículos, Folletos y
otrotros Documentos


Youtube Videos

Librería de Audio & Video

Insesiones para los Boletines

Material relacionado
con las Elecciones


Enlaces para más
información en Español

OTRAS SECCIONES
No rechazaremos el
aborto hasta que no lo veamos cara a cara


Oracion para pedir
el fin del aborto


El Viñedo de Raquel,
un proyecto de
Sacerdotes por la Vida


Campaña No Mas Silencio,
un proyecto de
Sacerdotes por la Vida

Suscripcion para recibir el boletin quincenal


 

Domingo de pascua - Ciclo C

English Version

Intercesiones Generales: [Spanish PDF]
 

Celebrante: Por su Resurrección, Cristo ha conquistado a todo lo que se interpone entre nosotros y Dios. Por lo tanto, nos acercamos al Padre con gran confianza.

Diácono / Lector:

Para que todos los líderes de la Iglesia sean renovados en su misión de guiar a toda la gente hacia Jesús Resucitado, roguemos al Señor...

Para una unidad más profunda entre todos los Cristianos, al proclamar juntos al mundo entero la Resurrección de Jesucristo, roguemos al Señor...

Para que Cristo Resucitado bendiga, guíe, y proteja a todos los servidores públicos, roguemos al Señor...

Para que la Victoria de Jesús sobre la muerte anime a todos a trabajar para el fin del aborto, el infanticidio y la eutanasia, roguemos al Señor…

Para que los enfermos sean consolados y sanados, y por todos los que han fallecido para que compartan la Resurrección, roguemos al Señor...

Celebrante:
Padre,
ya nos has concedido más de lo que hemos pedido
en la Resurrección de Cristo.
Al atender nuestras súplicas,
haznos más fieles a Él,
quien es El Señor por los siglos de los siglos. Amen.

Adiciones para el boletín:
 

¡La Vida es Victoriosa!

¡“Jesucristo nuestro Rey ha Resucitado! ¡Que resuene la trompeta de la salvación! (Pregón Pascual). Hoy es la Fiesta de las Fiestas, la base de todo lo que celebramos en nuestra fe. Al resucitar de entre los muertos, Jesús no sólo conquistó su muerte, sino que también conquistó la nuestra. ¡Él echó abajo todo el reino de la muerte! ¡Ha abierto el camino para el verdadero destino de la persona humana: estar en el trono de Dios para siempre, en una vida que no conoce fin!

Por esto, somos Pueblo de Vida. Buscamos aplicar la victoria de Jesús sobre los problemas de nuestro día. Nosotros somos personas pro-vida, y rechazamos las falsas soluciones del aborto y la eutanasia. Por el contrario, decimos sí a cada vida, sin importar cuán vulnerable o molesta. Es un sí Pascual; es un sí lleno de esperanza.  ¡Éste es el día que hizo el Señor; alegrémonos y gocémonos!

Puntos sugeridos para la homilía dominical:
 

Hechos 10:34a, 37-43
Col 3:1-4 o 1 Cor 5: 6b-8
Jn 20:1-9 (42) o LC 24:1-12 (41)
o, en una misa por la tarde o por la noche, LC 24, 13-35

Predicar sobre la vida es particularmente apropiado en este día por la doble razón que ésta es precisamente la fiesta de la vida y también porque muchas personas estarán en la iglesia hoy que normalmente no escuchan nuestro mensaje durante el año. El mensaje pro vida puede ser incorporado en la homilía de la Pascua en una forma muy positiva y clara, como sugieren los siguientes puntos:

1. La Pascua se refiere a la resurrección de Cristo, la cual fue una resurrección física. El cuerpo humano y el alma son liberados del Reino de la muerte; se abre el camino para que compartamos esta vida resucitada.

2. Este evento cambia la manera de ver a cada ser humano; ya no podemos vernos igual el uno al otro. Cada persona, en Cristo, ha sido elevado a las alturas del cielo. Las dos opciones para la segunda lectura enfatizan este punto. La Pascua entonces, es nuestra fiesta. No es sólo se trata de la victoria de Jesús sobre la muerte; se trata de nuestra victoria sobre la muerte.

3. Compartimos esa victoria por medio del bautismo, y después de la homilía renovamos nuestros votos bautismales. Al rechazar las "obras" y "promesas vacías" de Satanás, rechazamos el poder de la muerte que invade nuestro mundo actual, manifestado en los males como el aborto y la eutanasia. Al prometer vivir en Cristo, prometemos ser pro-vida.

4. La primera lectura indica que los apóstoles eran responsables de predicar a la gente el significado de la resurrección. Nosotros también tenemos esa responsabilidad. Somos apóstoles de la vida, difundiendo la esperanza a un pueblo que podría tener la tentación de ver a la muerte como una solución a sus problemas.

5. El Evangelio nos dice que los apóstoles "fueron corriendo." Nosotros también debemos correr. Esta fiesta nos llena de energía espiritual que nos hace correr al Señor y luego correr desde la tumba vacía para decirle al mundo que ¡la Vida, no la muerte, es lo que Dios quiere para nosotros y de nosotros! ¡Somos el Pueblo de la vida! ¡Celebremos con confianza y alegría!


Sacerdotes por la Vida
PO Box 141172 • Staten Island, NY 10314
Tel. 888-735-3448, (718) 980-4400 • Fax 718-980-6515
cartas@sacerdotesporlavida.org