Priests for Life - Sacerdotes por la Vida
SPANISH
Oraciones

Artículos, Folletos y
otrotros Documentos


Youtube Videos

Librería de Audio & Video

Insesiones para los Boletines

Material relacionado
con las Elecciones


Enlaces para más
información en Español

OTRAS SECCIONES
No rechazaremos el
aborto hasta que no lo veamos cara a cara


Oracion para pedir
el fin del aborto


El Viñedo de Raquel,
un proyecto de
Sacerdotes por la Vida


Campaña No Mas Silencio,
un proyecto de
Sacerdotes por la Vida

Suscripcion para recibir el boletin quincenal


 

Transfiguración

English Version

Intercesiones Generales: [Spanish PDF]
 

Celebrante: Nosotros añoramos un mundo transfigurado por la vida y el amor de Dios. Por eso le presentamos nuestras necesidades y las necesidades del mundo entero.

Diácono / Lector:

Para que el Espíritu Santo continúe guiando a la Iglesia en la verdad, y su luz brille con más fuerza en el mundo, roguemos al Señor…

Para que los líderes de la Iglesia posean el don de una fe fuerte, y para que sus palabras estén llenas de sabiduría para encaminar a muchos a Jesús, roguemos al Señor…

Para que los líderes mundiales busquen el consejo de Dios y confíen en sus caminos a medida que gobiernan a sus pueblos, roguemos al Señor.

Para que esta comunidad de fe crezca en respeto por la vida como regalo de Dios, especialmente en aquellos que son más vulnerables y no pueden cuidarse a sí mismos, roguemos al Señor…

Para que los enfermos puedan tener el cuidado adecuado para que se sanen y vivan, roguemos al Señor…

Para que aquellos que han muerto puedan ver el rostro de Dios y compartan en la gloria de su transfiguración, roguemos al Señor…

Celebrante:

Señor Dios, oye nuestras oraciones y ayúdanos en nuestras necesidades.
Acércanos a ti. Esto te lo pedimos en nombre de Jesucristo, quien vive y reina
contigo por siempre.

Adiciones para el boletín:
 

El Papa sobre la Vida

¡Toda vida es sagrada! Llevemos adelante la cultura de la vida como respuesta a la lógica del descarte y a la caída demográfica; estemos cercanos y juntos rezamos por los niños que están en peligro de interrupción del embarazo, como también por las personas que están en el final de su vida —¡toda vida es sagrada!— para que nadie sea dejado solo y el amor defienda el sentido de la vida. Recordemos las palabras de Madre Teresa: «¡La vida es belleza, admírala; la vida es vida, defiéndela!», tanto el niño que va a nacer, como la persona que está cerca de morir: ¡cada vida es sagrada! (El mensaje para el Día Por la Vida del Papa Francisco 5 de febrero 2017)

 

Puntos sugeridos para la homilía dominical:
 

Daniel 7: 9-10, 13-14
2 Pedro 1: 16-19
Año A: Mateo 17: 1-9; Año B: Marco 9, 2-10; Año C: Lucas 9: 28b-36

Cristo permitió que algunos de sus apóstoles lo vieran transfigurado precisamente para fortalecerlos para la crucifixión que venía, y para prepararlos para el sufrimiento que ellos también perdurarían por proclamar el Nombre de Cristo. El predicador, en la Fiesta de la Transfiguración, puede hacer lo mismo para el pueblo: fortalecerlos para las pruebas de sus vidas, reflexionando sobre quién es Cristo, quién los llama y los acompaña cada día de sus vidas. Si en la Iglesia pensamos en Cristo como modelo o maestro, nos inspiraremos, pero no será suficiente para sostenernos por los sacrificios que la fidelidad requiere. Sólo cuando lo vemos a la luz de la Transfiguración y con la comprensión de su identidad como Dios, comenzamos a entender que nuestra fuerza no viene simplemente de su ejemplo, sino de su presencia viva entre nosotros y dentro de nosotros. Él vive en nosotros, él ama a través de nosotros. 

En la segunda lectura, Pedro comienza a hacer una comparación de "una lámpara que brilla en la oscuri." La imagen cambia al final. Podríamos esperar que él simplemente diga que mantenemos nuestros ojos en la lámpara en el lugar oscuro hasta que lucero del alba se eleva y da luz a todo el lugar. Pero él dice que se levanta "en nuestros corazones." La imagen ha cambiado al mundo interno. Pero, de nuevo, tal vez no ha cambiado tanto, porque el surgimiento del lucero del alba en nuestros corazones representa nuestra fe en Cristo Transfigurado - el Cristo de la Gloria. Esta luz dada a nuestro corazón, a cada una de nuestras elecciones, entonces, de hecho, ilumina la habitación externa, y el mundo externo de nuestras vidas. Vemos la creación y las circunstancias mucho más claramente porque sabemos quién es Cristo y qué nos llama a hacer. 

Esta presencia de Cristo, que nos fortalece para el sacrificio, puede entonces ser aplicada a los desafíos que tenemos ya los sacrificios que tenemos que hacer para decir «Sí» a la vida: las vidas de nuestros propios hijos y las vidas de los que están en peligro, Que necesitan nuestra defensa.


Sacerdotes por la Vida
PO Box 236695 • Cocoa, FL 32923
Tel. 321-500-1000, Toll Free 888-735-3448 • Fax 718-980-2542
cartas@sacerdotesporlavida.org